Entradas

Mostrando las entradas de noviembre, 2018

Días dedicados a reflexionar...

Estos días los he dedicado a reflexionar sobre este tema, que lo enuncio como una pregunta.
¿Quién es la razón de tu existencia?
Esta pregunta tiene una sola respuesta, dicha o escrita de muchas maneras.
He escuchado decir a algunas personas que la razón de su existencia son los hijos. Otros dicen que la razón de su existencia es la búsqueda de la felicidad. Otros más dicen que la razón de su existencia es el amor. Otros, comentan que la razón de su existencia es la alabanza al creador. Sé que deben existir tantas respuestas como seres humanos desearan dar su respuesta. ¿Cuál es la suya?

Comparto mi razón de existir: es cumplir con la misión que debo alcanzar en todos y cada uno de los roles que he hecho, hago y haré durante el transcurso de mi existencia en este planeta.
Mi razón de existir no es una persona en particular; son muchas en general. Mi razón de existir, repito, es cumplir mis deberes, mis convicciones y mi vocación en pro del desarrollo de los demás.
Mi razón de ser es aprender…

Alcanzar la gloria y su inherente desdicha.

"Has logrado la gloria...¿y qué?"
¿Qué sigue?
¿Esperar aplausos eternos por esa conquista?.
¿Esperar reconocimientos de inmortalidad por ese logro?
Ya has logrado la gloria (con minúscula). ¿Qué sigue?

¿Solo acariciar tus logros?¿Sentirte un superhombre o supermujer?
Gracias a ese logro te debes poner nuevas metas y nuevos limites.
Gracias a ese logro debes aquilatar tus talentos para bien.
Gracias a ese logro debes aprender a vivir de manera sencilla.


Que no te invada la vanidad, ni la soberbia que son los únicos entes que aparecen ante la gloria.
También te acompañan en la gloria alcanzada: la envidia, la discordia, la vanidad, la soberbia, los desvaríos, la soledad y posiblemente la oscuridad.

Te recuerdo que aquella persona que ayuda al ciego a cruzar una calle también ha alcanzado la gloria. Por supuesto, el ciego la alcanzó. Aquellas personas que saben tratar a las mujeres, a los niños y a los demás también han alcanzado la gloria.

Ellas no necesitan ni ap…

¿Qué cuesta más: la ignorancia en general o el mal uso de las emociones en particular?

(..me lo he preguntado una y mil veces.)

Me atrevo a afirmar que cuestan más los efectos de las emociones que la ignorancia misma.
No quiero escribir más sobre el costo de la emociones porque he observado que cuestan más que la ignoracia misma.

La ignorancia crasa no tiene, ni cuenta con intención alguna; las emociones están plagadas de intenciones e intereses individuales. Es por eso que, a mi modo de ver las cosas, cuestan más los efctos de las emociones que la ignorancia misma.

Veamos, por ejemplo:
¿Cuando cuesta el conocimiento o aprender algo?
¿Cuánto cuesta tener y usar dones y habilidades innatas?
¿Cuánto cuesta emplear la voluntad de cada uno?

Creo la la tercera pregunta, no cuesta un solo centavo; la poseemos de manera gratuita; es una facultad propia de las personas.
El tener talentos y habilidades es algo que pertenece al mundo de la herencia; por lo tanto, no cuesta un centavo.
El aprender cosas nuevas, eso sí tiene un mayor precio y costo.

...y ¿las emocion…

No llore.

Algunas personas lloran por todo.
Lloran porque tienen o no tienen; porque las aman o no; porque las toman o no en cuenta… Total que lloran porque si o porque no.

Eso de las lágrimas es un gran recurso para sembrar la semilla de la conmiseración en seres débiles, en seres que deseando emplear la empatía no son capaces de mantener su entereza y se ponen como seres plañideros.

Eso de las lágrimas en un gran truco para exacerbar lágrimas en otras personas; y de alguna manera, crear complejillos de culpa", para seguir manipulando las emociones de segundas y terceras personas.
Eso de las lágrimas es la manifestación de impotencia ante situaciones inesperadas…Eso de llorar es una larga historia.

Pero, pero, PERO…eso de las lágrimas tiene sus recompensas.
Las lágrimas:
a) Alivian un poco el dolor interno.
b) Limpian toxinas.
c) Equivalen a un suspiro del alma.
d) Brindan un descanso.
e) Dan oportunidad de respirar mejor.
Una vez que has derramado cuantas lágrimas quieras…

El futuro no trae regalos.

Todo lo que desees con vehemencia, tarde o temprano sucederá...
Sin embargo, no sucederá sola; tienes que hacer algo al respecto.

Todo; lo que sea, lo que te imagines, lo que ansíes o lo que desees se puede convertir en realidad si es deseo genuino, y pones todo lo que esté de tu parte para convertirlo en realidad.
Puede ser: conseguir algún bien material, espiritual; mantener una relación sentimental, académica, intelectual o mejorar algo de la vida. Todo es posible.

Pero, pero, PERO, por favor, no esperes a que cambien las cosas, las circunstancias o el tiempo; no esperes a que el futuro llegue a tí con regalos...es posible que el futuro no exista porque cuando llega a tí ya se ha convertido en presente; y si no lo aprovechas, se convierte en pasado de manera rápida.

Y usted, ¿ya logró lo que deseó con intensidad y vehemencia?

Hasta pronto.